Teringel Belleza, un aliado fiel en beneficio de la imagen personal

Distintos tratamientos que contribuyen a potenciar una buena imagen personal. (José Sampedro)
Distintos tratamientos que contribuyen a potenciar una buena imagen personal. (José Sampedro))
Profesionales de Teringel Belleza con su directora, Cristina Marín. (José Sampedro)

Su equipo de profesionales es garantía de éxito con tratamientos estéticos personalizados para que cada cliente presuma de un aspecto impecable, que será su mejor carta de presentación

Itziar Acereda - Lunes, 7 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 12:52h.

TENER una buena imagen es clave para que una persona se desarrolle y tenga éxito en todos los aspectos de su vida personal y profesional. Y para ello resulta fundamental acudir a un buen centro de estética. Es el caso de Teringel Belleza, donde su equipo de profesionales conoce a la perfección la importancia de tener una buena imagen. En este sentido, en el centro de estética Teringel consideran que “el tener una cara sin arrugas, manchas, pelos, flacidez... o un cuerpo sin tripa, sin pelos, sin kilos de más, ni celulitis, ayuda para sacar después un mayor partido a un buen maquillaje, unas buenas prendas, un pelo bien cortado y bien teñido… y, en suma, para que todo en conjunto luzca mejor”.

De hecho, un estudio de la Universidad de Cantabria detalla que “la apariencia ofrece datos sobre elatractivo, estatus y personalidad de un individuo”. Y más allá aún, desde Teringel Belleza recuerdan que “tener una buena imagen es muy importante para que una persona se desarrolle y tenga éxito en todos los aspectos de su vida personal y profesional”. Así lo subraya Cristina Marín, directora de este centro de estética ubicado en Barakaldo. A lo largo de su trayectoria de más de 40 años en el terreno de la belleza han ido descubriendo y comprobando que “se necesitan solo tres segundos para que una persona te vea y se cree una imagen de ti, es decir, tu apariencia dará una idea de cómo eres”.

En última instancia, ”la importancia de mantener una buena imagen personal radica en que será la vía que conducirá a una correcta imagen profesional”. A este respecto, la vestimenta es también fundamental en nuestra carta de presentación, a tenor de los expertos como Cristina Marín, quien apunta, como curiosidad, que “por ejemplo, para cerrar una negociación importante, tanto personal como profesional, se deben usar el color azul y sus diferentes tonos, en especial el azul marino, ya que demuestra éxito”. 

AYUDA EXPERTA

En Teringel conocen todos los secretos de tocador para que lo anteriormente citado se cumpla, “ayudando a mantener una cara más joven y más guapa, a sacarse mayor partido contra el peso, la celulitis y la flacidez. Y a partir de ahí, conseguir potenciar la imagen con el maquillaje, la vestimenta, etc.”. Todo ello con tratamientos y aparatología de vanguardia. “En Teringel disponemos de todo lo necesario tanto en tratamientos faciales como corporales sin necesidad de pasar por quirófano, con aparatología puntera, no claustrofóbica ni invasiva. Y además con la ventaja de que se puede hacer una vida normal, cumpliendo la agenda del día, porque al no haber agujas ni bisturí no habrá inflamación ni hematomas, según subraya Cristina Marín. 

DIAGNÓSTICO Y PERSONALIZACIÓN

El diagnóstico previo marca siempre el tratamiento que se vaya a llevar a cabo, tanto de cara como de cuerpo o de depilación láser. Tras el estudio de cada caso, tanto para mujeres como para hombres, las profesionales de este centro de estética decidirán la conveniencia de los productos y técnicas a aplicar. “Las esteticistas somos como el médico de cabecera de la belleza y de la estética en general, y de esa manera logramos muy buenos resultados con el menor gasto de dinero para el cliente, ya que lo más importante es saber en todo momento qué me hago, en qué momento y qué me doy en casa”, argumenta la directora de Teringel, al tiempo que pone de relieve que “en estética, igual que en moda, menos es más .

No es mejor hacerse muchos tratamientos o someterse a todas las nuevas técnicas que salen al mercado, sino aplicar lo que realmente necesita cada persona. Todo no vale para todos, como sucede con la moda”. Y en este cometido, el tener una buena directriz, es decir, “una buena profesional de la estética que te vaya guiando para sacarte el mayor partido”, hace realidad el deseo de estar lo más joven y lo más guapos posibles. Y ello ya sea de forma puntual, como poniendo en sus manos el seguimiento completo de la estética personal, en el mejor de los casos. En definitiva, asistir a un buen centro de estética es la mejor garantía de sacar un mayor partido de uno mismo, con menos dinero, más rapidez y eficacia.

Secciones