Ezkurdia 22-21 Elezkano II

Manomanista de Primera, el consuelo de Ezkurdia

Ezkurdia se dispone a golpear la pelota con su mano derecha, en presencia de Elezkano II, en una de las acciones del partido que se celebró ayer en el frontón Izarraitz de Azpeitia.

El delantero de Arbizu triunfa en la pugna por el tercer y cuarto puesto del Manomanista de Primera ante Elezkano II en un encuentro competido

Igor G. Vico - Lunes, 21 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:01h.

Duración: 53:45 minutos de juego.

Saques: 4 de Ezkurdia (tantos 4, 5, 6 y 15) y 5 de Elezkano II (tantos 6, 13, 16, 17 y 21).

Faltas de saque: Ninguna.

Pelotazos: 281 pelotazos en juego.

Tantos en juego: 14 de Ezkurdia y 10 de Elezkano II.

Errores: 6 de Ezkurdia y 4 de Elezkano II.

Marcador: 1-0, 1-1, 2-2, 6-3, 6-6, 7-7, 10-8, 11-9, 11-10, 12-10, 12-11, 13-11, 16-12, 16-16, 17-19, 19-19, 19-20, 20-21, 21-21 y 22-21.

Botilleros: Ejercieron de botilleros Juan Martínez de Irujo (con Joseba Ezkurdia) y Ander Elezkano (con su hermano Danel).

Apuestas: Se cantaron posturas de salida de doble a sencillo a favor de Ezkurdia.

Incidencias: Partido correspondiente al tercer y cuarto puesto del Campeonato Manomanista de Primera de la LEP.M disputado en el frontón Izarraitz de Azpeitia. Buena entrada. En el primer partido, Víctor-Imaz ganaron a Jaka-Martija (22-20).

Bilbao - El que no se consuela es porque no quiere, o porque no puede. Joseba Ezkurdia encontró un cabo al que agarrarse para acabar el Manomanista de Primera con una media sonrisa entre los dientes. El delantero de Arbizu se llevó ayer la presea de bronce de la competición tras superar en el frontón Izarraitz de Azpeitia a Danel Elezkano, que le puso las cosas muy complicadas y estuvo a punto de firmar el triunfo. El delantero vizcaino no pudo redondear un buen torneo.

Fue una pena para el zaratamoztarra, que ha cuajado un grandísimo Manomanista. Elezkano II, que no había ganado ningún partido de la disciplina en la élite, alcanzó las semifinales después de dejar en la cuneta a Axier Arteaga, Iñaki Artola y Oinatz Bengoetxea, campeón en curso. El gran premio de la final se le atragantó por culpa de un Aimar Olaizola sólido y chisposo. El círculo no se pudo cerrar con el tercer escalón del ranking individualista. Ezkurdia le cerró el camino pero no las intenciones. Elezkano fue un contrincante correoso y que mantuvo sus ideas claras en todo momento. A Danel, que le interesa el juego más corto y de enredo, arte y ensayo, más seda que martillo, le vino de perlas que el cuero rondara más cerca del frontis que de los cuadros largos. En medio de una jaula, el poder de Ezkurdia no terminó de cuajar. En el debate de poder a poder, maniatando la cancha en favor del espectáculo, Danel fue un tremendo dolor de cabeza para el arbizuarra, que dominó el luminoso en los primeros compases y tuvo que esforzarse para dar la vuelta al choque en el epílogo.

Y es que, Elezkano II tuvo el partido de cara, a un centímetro de meta, transitando por el cartón 21 mientras al navarro se le perdía el luminoso. Danel estuvo 19-21, pero se le escapó el control. Correoso el vizcaino, Ezkurdia tuvo que sumar dos remates y, con la igualdad en la última estación, una volea al colchón de Elezkano dio una dosis de consuelo al arbizuarra, al que se le escapó la semifinal ante Altuna III de un modo doloroso. Ya es el momento de que pase página.

Los fantasmas se le aparecieron al de Sakana a pesar de tener controlada la contienda. Si bien Danel estuvo sometido en el marcador, no hubo rendición en su mente. Elezkano tiró de dureza, expuso razones y manifestó condiciones para amarrar en corto a un contrincante de mayor cilindrada. Joseba tuvo el partido muy dominado. Estuvo 16-11 después de alargar la brecha ante la mirada peligrosa de Elezkano II, que se acercó 12-11 tras encontrarse fuera de foco (6-2 y 10-7). Hasta ese momento se habían registrado igualadas en el primer cartón, el segundo, el sexto y el séptimo.

A pesar del control, los saques de Elezkano llenaron de pimienta el partido. Y se vino la revuelta. Una tacada de ocho tantos reventó a Ezkurdia. El de Zaratamo se colocó 16-19. El delantero colorado contrarrestó con tres remates y empató (19-19). Un zarpazo atrás y un saque encumbraron a Danel, que no pudo finiquitarlo. Ezkurdia se supo recomponer. Lamió sus heridas en tres tantos de sutura que le impulsaron al triunfo. Día de consuelo.

Secciones