inserción laboral

Lakua incentivará en sus contratos el empleo de personas con discapacidad

Azpiazu y Artolazabal siguen las explicaciones dadas por el presidente de Ehlabe. (Foto: Pablo Viñas)

Reservará el 5% de los importes de licitación para las empresas de los Centros Especiales de Empleo

Patxi Arostegi - Martes, 29 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:00h.

sondika - Las empresas que potencian la inserción laboral y social de las personas discapacitadas forman cada vez más parte de la actividad económica vasca. Con el objetivo de facilitar su labor, el Gobierno vasco incentivará en sus contratos públicos el empleo de este colectivo social.

Para ello, Lakua reservará un 5% de los importes de base de licitación para las empresa que forman parte de los centros especiales de trabajo así como para empresas de inserción.

“Creemos que es un esfuerzo destinado a facilitar y posibilitar el futuro de este tipo de empresas que son muy importantes en nuestra realidad económica”, explicó ayer el consejero de Hacienda, Pedro Aspiazu, durante un encuentro celebrado en la sede de Lantegi Batuak en Sondika con los responsables de Ehlabe, organización que agrupa el 90% de las centros que fomentan la inclusión sociolaboral de personas con discapacidad.

La reunión, a la que también asistió la consejera de Empleo y Políticas Sociales, Beatriz Artolazabal, y tras la cual tuvieron la oportunidad de visitar las instalaciones de Lantegi Batuak, tuvo como objetivo “analizar el trabajo que realizan estas empresas y la puesta en común de nuevas fórmulas de colaboración entre la administración y los centros especiales de empleo”, explicaron los responsables.

Precisamente, esta nueva medida de incentivación de empleo que fue aprobada el pasado mes de marzo por el Gobierno vasco, permitirá, según estimó el consejero, el “incremento de la facturación anual en un 30%” de las compañías y centros de inserción laboral. “En 2017, los contratos referidos a estas actividades sumaban 180 millones de euros, de los que se reservarán nueve millones de euros de la contratación pública para este tipo de empresas”, concretó Aspiazu.

Una ayuda económica que vendrá muy bien a un sector que vive un buen momento de empleabilidad. No en vano, según destacó Artolazabal, actualmente, la tasa de paro de personas con discapacidad de la Comunidad Autónoma Vasca (CAV), se sitúa en un 15,9%, mientras que la media del Estado está en un 31%, lo que a su juicio, coloca a Euskadi en una “posición de liderazgo”.

A este positivo dato hay que añadir que la tasa de actividad de este colectivo en la CAV se sitúa en el 39,4% y la del empleo en el 33,9%, ambas muy por encima de la tasa estatal. Asimismo, dos de cada tres personas discapacitadas que tienen un empleo en Euskadi, trabajan en una empresa privada, tienen un empleo público o son autónomas. Artolazabal alabó también el trabajo desarrollado por Ehlabe, entidad que ofrece empleo a más de 7.700 personas, y destacó que su labor se alinea con el IV Plan de Inclusión impulsado por su departamento. “Nuestros centros especiales de empleo constituyen un buen ejemplo de que Euskadi es una sociedad avanzada y cohesionada”, remarcó.

Por su parte, Txema Franco, presidente de Ehlabe, destacó que con la medida que facilita la reserva de una parte de los contratos públicos a las empresas de inserción, “se abre un espacio de oportunidad para que la contratación sea un instrumento en la generación de empleo para personas con discapacidad”.

Como representante de esta organización, reveló que representa al 95% de las empresas de centros especiales de empleo en Euskadi. Además, agregó que las trece entidades que forman la agrupación lograron crear en el año 2017, un total de 7.793 empleos para personas con discapacidad.

A este buen nivel de empleabilidad, se suma su facturación, que en palabras de sus responsables ascendió a 358,5 millones durante el pasado año, siendo el sector privado el 70% el origen de esta facturación. Entre las firmas que forman parte de la organización figuran las empresas vizcainas Fundación Lantegi Batuak, el taller Usoa y talleres Gallarreta, así como las guipuzcoanas Gureak y Katea, así como las alavesas Indesa y Raep, entre otras compañías de inserción laboral.

Secciones