“Me siento mejor que nunca”, dice Míguez

Jon Míguez, entrenando en el club Okinawa de Castro-Urdiales.

El boxeador de MGZ se medirá el próximo sábado a Miguel Aguilar en Castro

Lunes, 4 de Junio de 2018 - Actualizado a las 06:00h.

Castro-Urdiales - Jon Míguez disputará su séptima pelea en el ensogado profesional el sábado en el polideportivo Peru Zaballa de Castro-Urdiales. Su camino es imparable. Enrolado en la empresa MGZ Promotions, que también rige el destino de boxeadores como Kerman Lejarraga, Andoni Gago, Ibon Larrinaga o Ieltxu Lahuerta, entre otros, el wélter vizcaino afincado en la localidad cántabra es una de las perlas más rutilantes del panorama de las dieciséis cuerdas. El de Getxo peleará contra el nicaragüense Miguel Aguilar, que posee un récord de 11-43-1.

“Estoy entrenando muy bien, con buena alimentación y buenas sesiones de preparación. La verdad es que me encuentro muy bien. Tengo ganas de pelear delante de mi gente, en Castro-Urdiales. Supone un plus para mí”, confiesa The Good Boy, que no está arrastrando problemas con la báscula. “Me suelo mantener en mi peso. Como máximo me pongo en 72. No tengo que bajar mucho y no es una molestia para mí dar el peso”, desbroza.

Sobre su adversario, admite Míguez que se trata de un púgil que “ha peleado con todos: Kerman, Krissi, Roche, Nieto...”. “Le hemos visto en directo. Es boxeador que viene a dar pelea. A eso voy. Estoy con ganas”, analiza el vizcaino.

Jon volverá al ring después de la pelea del 28 de abril ante el ruso Ilya Usachev. “Me lo puso muy difícil. Hubo momentos en los que lo pasé mal. Recibí un golpe y me vine arriba. Saqué una buena pelea de allí. Acabé contento”, analiza el de MGZ, quien agrega que “esos son los combates que me hacen crecer. Prefiero perder contra un rival así que ganar contra uno que no viene a pelear. No me aporta nada en mi carrera”.

El futuro Una de las opciones que se podría barajar sería el Campeonato de España wélter, pero Míguez no corre. “Me haría ilusión, pero queda lejos. Me centro en Aguilar y lo que tenga que venir, que venga”, argumenta el de Getxo, quien afirma encontrarse “mejor que nunca”.

Secciones