“El Bilbao Basket no cuenta conmigo”

Axel Hervelle aplaude al público en un partido de la presente temporada. (Oskar M. Bernal)

Axel Hervelle da por hecho que no seguirá como ‘hombre de negro’ y busca equipo para seguir jugando

Axel Hervelle asume que su periplo en el Bilbao Basket, que arrancó en enero de 2010, ha tocado a su fin. El veterano ala-pívot belga es consciente de que el reciente descenso a LEB Oro obliga al club a redimensionarse en todos los sentidos y que su presencia no entra en los planes de elaboración del nuevo proyecto.

Jon Larrauri - Viernes, 15 de Junio de 2018 - Actualizado a las 06:01h.

BILBAO. “No sé qué voy a hacer yo la temporada que viene, estoy libre. A mi entender, el Bilbao Basket no cuenta conmigo, por lo que estoy en el mercado. Me encuentro bien, quiero seguir jugando y disfrutando. Eso es lo que busco ahora porque esta última temporada ha sido un poco difícil. Quiero disfrutar, estar en un ambiente positivo, sano, y con un proyecto que tenga sentido”, desgranó en los micrófonos de Onda Vasca.

Sobre el nuevo rumbo que cogerá la embarcación bilbaina, el belga se mostró partidario de colaborar, aunque sea desde fuera, para que la entidad de Miribilla siga teniendo futuro: “Si el Consejo ha decidido que el club debe seguir en LEB, todos nosotros tenemos que ayudar porque somos una familia, queremos al Bilbao Basket y no queremos que desaparezca. Hay que intentar ayudar para crear un nuevo proyecto limpio, sano y con la gente adecuada”.

HErvelle también entiende que el próximo curso le tocará separarse de dos grandes amigos como son Álex Mumbrú y Raúl López, con los que las ha visto de todos los colores en Bilbao: “Hemos entendido que puede que nos separemos después de muchos años. Eso le pasa a todo el mundo a nivel profesional y tenemos que asumirlo. Eso no quita que sigamos siendo muy amigos, queriéndonos mucho y viéndonos mucho”.

A la hora de analizar el pasado curso, Hervelle reconoció que fueron “muchas las cosas que fallaron”. Ahondando en su análisis, afirmó que “a veces los jugadores no hemos estado bien, a nivel económico también ha sido muy difícil… Es cierto que este no ha sido el mejor equipo que ha tenido el Bilbao Basket, pero los jugadores han peleado en una situación económica muy difícil y nadie se ha quejado cuando hemos tenido un entrenador muy duro y muy ambicioso. Siempre hemos trabajado para ganar, hasta en el último partido, y yo estoy muy orgulloso de los jugadores y de la gente que ha tenido que controlar el vestuario. Había muchos jugadores jóvenes que cobraban muy poco dinero, pero cada día venían a trabajar con una sonrisa, también el cuerpo técnico”.

En su caso particular, tampoco escondió que pasó unos meses complicados cuando Veljko Mrsic fue el inquilino del banquillo del Bilbao Arena: “Personalmente, ha sido una temporada difícil cuando ha estado Mrsic. Entrenábamos mucho, muy duro y bien, pero con mucha intensidad y volumen, y yo tengo que reconocer que me costó un poco porque estoy ya un poco más mayor y recupero menos. A nivel general, se ha intentado hasta el final salvar la categoría, pero no ha podido ser”.

Secciones