El triplete de San José de Calasanz

Alumnos de formación profesional del centro santurtziarra han ganado el primer premio en los concursos de ideas Ikasenpresa, Enpresari y de Ezkerraldea

Miguel A. Pardo - Domingo, 24 de Junio de 2018 - Actualizado a las 08:38h.

Santurtzi - El alumnado de Formación Profesional del colegio San José de Calasanz de Santurtzi ha logrado un auténtico hito al alzarse con el primer premio de los concursos de ideas de Teknika, Dema y de Ezkerraldea. Han sido tres grupos con ideas innovadoras quienes han cautivado al jurado de los tres premios para alzarse con el primer puesto en las tres citas. “Es una satisfacción inmensa que se reconozca la labor y las cualidades de nuestro alumnado. Debemos seguir apostando por la innovación y el fomento del emprendizaje y la creatividad entre nuestros alumnos”, explica Javier Moratinos, director del centro santurtziarra.

En el centro son conscientes de la dificultad de que, en años sucesivos, se pueda repetir este éxito. “Habitualmente, nuestro alumnado suele llevarse alguno de los premios, pero que tres grupos del centro ganen en Ikasenpresa, Enpresari y el concurso de ideas de Ezkerraldea es algo insólito y que avala no solo la labor de los estudiantes, sino de todo el profesorado”, asegura Rafa Balparda, orientador del centro. Las tres ganadoras en los certámenes son ideas innovadoras, que dan una vuelta de tuerca a lo visto hasta la fecha en estos lares.

Así se vio en el concurso Ikasenpresa organizado por Teknika, certamen en el que se impuso la idea de la sociedad Meraki, creada por los estudiantes Irantzu Arnaiz, Selene Torrado, Nerea Vicente, Garikoitz García y Nagore Madinabeitia. Ellos presentaron a concurso la creación de llaveros personalizados realizados en base a materiales reciclados, dando servicio también a empresas para crear merchandaising. “Es una idea diferente creada por personas de Ezkerraldea de entre 19 y 23 años. Es algo fácil, barato y a lo que la gente puede acceder fácilmente. El ganar el primer premio fue una alegría inmensa y una sorpresa”, asegura Irantzu, una de las componentes de este grupo. Durante este año, han dado vida a este proyecto y se han ocupado de cosas tan diversas como crear los diseños, dar forma a los llaveros, promocionarlos, atender pedidos y llevar las cuentas de las redes sociales. “Hemos aprendido muchas cosas que nos van a servir para el futuro”, reconoce Irantzu.

En el caso del concurso de ideas de Ezkerraldea organizado por Behargintza, el grupo conformado por los estudiantes de Documentación y Administración Sanitaria Yolanda González, Alba Flores, Raquel Ballester y Yeray Romero presentaron una iniciativa que busca normalizar entre los más pequeños el ingreso hospitalario y otras situaciones. Así nació El Niño Valiente, un proyecto que, mediante historias, cuentos busca “que los niños comprendan lo que es vivir una enfermedad o estar ingresado en un hospital”, explica Yolanda González, integrante de este grupo que, en principio, buscaba ideas para implementar entre los mayores.

En tercer lugar, el premio de Enpresari de Dema también se quedó en San José de Calasanz gracias al proyecto del taller de lutería, Arima, que Idoia Acosta presentó junto a Iker Rodríguez, su pareja. “Era una idea que ya teníamos madurada de antes y que decidimos presentar al concurso. Nuestra idea es que el proyecto vaya creciendo y se convierta en una iniciativa totalmente real”, precisan. De momento, Iker ya ha hecho alguna guitarra para grupos como Berri Txarrak, una muestra de que las ideas que surgen en un aula, se pueden llevar a la práctica en el día a día.

Secciones