en alojamientos de emergencia

Bilbao realojará a quince sin techo del frontón de Rekalde

Se iniciarán procesos de inclusión con aquellos que ahora pernoctan allí

Ane Araluzea - Sábado, 30 de Junio de 2018 - Actualizado a las 06:00h.

Bilbao - Al menos 15 de las personas que actualmente pernoctan en el frontón de Rekalde serán acogidas por el Ayuntamiento de Bilbao, que las reubicará en alojamientos de emergencia tras tomar la determinación de cerrar con verjas la instalación deportiva en la que se cobijan desde el pasado octubre. La actuación se llevará a cabo junto a la Asociación Tanta y la Fundación Harribide, si bien el Consistorio ya ha alojado a otras cinco personas en albergues municipales. Según detalló ayer Iñigo Pombo, edil de Acción Social, aunque los servicios municipales se han puesto a disposición de todos los que duermen en este equipamiento municipal, no todos han querido involucrarse en los procesos de inclusión.

El concejal dio cuenta de la situación después de que en el pleno del jueves se anunciase un plan de renovación integral para la zona -desde el ambulatorio a la calle Mendipe- dentro de Auzokide Plana, que será presentado en los próximos días. Durante la comparecencia, solicitada por EH Bildu, también aludieron a las agresiones de corte xenófobo padecidas por las personas sin hogar a principios de este mes, lo que ha motivado la urgencia de hallar una solución a esta situación. Pombo destacó que el Consistorio ha estado “permanentemente informado” del estado de los inmigrantes a los que se ha atendido a través de los educadores de calle, la Policía Municipal y los servicios de limpieza.

El concejal de Acción Social destacó además la “inestabilidad de los ocupantes”, ya que muchos de ellos están en “itinere”. De hecho, el director del Área, Iñigo Zubizarreta, detalló que “algunos de los que estaban al principio ya se han marchado, pero hay un número que son susceptibles de intervención”. En ese sentido, Pombo apostó por ofrecer un “proceso más ajustado a sus necesidades”, ya que “facilitando un espacio para dormir no se arregla nada, un proceso de inclusión abarca mucho más”. Asimismo, concretó que próximamente se darán a conocer los resultados de un estudio realizado por la UPV sobre el sinhogarismo, aunque adelantó que actualmente el 84% de las personas que pernoctan en las calles de la villa son inmigrantes.

Problema estructural Lejos de congratularse por las explicaciones recibidas, Izaskun Guarrotxena, de EH Bildu, aseveró que “el plan llega tarde” y evidenció que esta semana “han llegado 12 más”. Además, indicó que el sinhogarismo es un “problema estructural” en la ciudad, donde concretamente en Rekalde ha ocasionado “enfrentamientos en el barrio”. Por su parte, Samir Lahdou, quien evidenció que muchos de los que pernoctan en el frontón son jóvenes que dejan de recibir la cobertura de la Diputación al cumplir los 18 años, relató otra versión de los hechos al asegurar que se comunicó a las personas sin techo que solo había 15 plazas de acogida, lo que les obligó a realizar un sorteo. Pombo desmintió “categóricamente” esta afirmación.

Por su parte, Amaia Arenal, concejala de Udalberri, expuso que “no podemos actuar a salto de mata, hace falta activar protocolos” y recordó “que el movimiento vecinal lleva años remarcando que hay zonas degradadas”, lo que propicia que se den situaciones de exclusión social. Por último, Carmen Carrón, edil del PP, aseveró que “no es casual que Rekalde sea el asentamiento elegido” y expuso que “el Ayuntamiento también tiene que velar por los derechos de los vecinos”.

En Facebook