Sombra y seguridad

Galdakao disfruta del baño y las novedades en las piscinas

El nuevo espacio de sombra está instalado en la zona de hierba artificial, al lado de la piscina grande. (Iker Ugarte)

La nueva zona de sombra gusta a los usuarios de las piletas de Elexalde

“La nueva zona de sombra me encanta y la verdad es que se está genial, ha mejorado”

Iker Ugarte - Miércoles, 18 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:00h.

Galdakao. ¿Qué sería de un verano sin piscina? Pues a pesar de que no estén siendo las vacaciones más calurosas en el territorio, mejor no pensarlo y darse un chapuzón. En Galdakao, las piscinas de Elexalde suponen un espacio de ocio veraniego envidiable, rodeado de paisajes verdes y con unas instalaciones que se han renovado por segundo año consecutivo. Si el año pasado se instaló una zona de juegos infantiles de lo más divertida, en esta ocasión, el Ayuntamiento de Galdakao ha optado por sumar a las piscinas de Elexalde una zona de sombra y un nuevo sistema en las taquillas, donde la mitad de ellas son ahora de candado, para que las personas que quieran puedan llevar su propio candado y de algún modo la medida funcione como disuasoria, con el fin de evitar posibles robos.

En lo relativo a la nueva zona de sombra, ha sido acogida por las personas usuarias de manera muy positiva. Se trata de un espacio de unos 100 metros cuadrados. La sombra, haciendo las veces de árboles, la ofrecen varias telas microperforadas que, tal y como explicó el concejal Koldo Goioaga, el día de la apertura, “ofrecen seguridad en el caso de que haya viento y además impiden el paso del agua cuando llueve”.

Situado en la zona de hierba, y con varias hamacas a la sombra, la zona se ha convertido en una de las más cotizadas en las piscinas. Justo al lado de este nuevo espacio, y a la vera de un gran árbol, se encontraba ayer Patricia Sánchez, que junto con dos amigas y varios pequeños, afirmaban que “ha sido todo un acierto. Solemos ponernos al lado y si puede ser donde el árbol, que da más sombra”. Para estas asiduas a Elexalde, “la única pega es que se queda un poco pequeño los días que viene mucha gente, pero nos ha parecido muy buena idea”.

En cuanto a las taquillas, “aunque no las usamos nos parece muy bien que pongan algún sistema para mejorar la seguridad, porque en verano siempre hay algún robo en las piscinas”. Cerca de la zona de juegos infantiles, inaugurada el año pasado, estaban ayer Lorena Sánchez y otros amigos, también rodeados de niños. “Venimos aquí porque la zona infantil es una maravilla”, comentaban. “Nos parece un acierto total y los críos se lo pasan bomba”, añadían.

En cuanto a la sombra, “la verdad es que se agradece, aunque nosotros casi siempre estamos cerca de la piscina pequeña, pero era necesario y nos parece muy bien”. En la misma línea se expresaba Mari Carmen Muruaga, que junto a su hija y nieta, disfrutaban de una tarde de piscina: “Venimos siempre y la verdad es que se nota que han mejorado. A mí la zona de sombra me encanta y se está genial”. Sobre todo, destacan “lo bien que quedaron el año pasado los juegos” de los txikis. Para Goioaga, la respuesta del público está siendo muy buena, y destaca además la gran asistencia que cada año tienen las piscinas.

“Hemos invertido en la mejora de las instalaciones y las personas usuarias lo agradecen”, explica en relación a la nueva zona de juegos infantiles del años pasado y las novedades de este año, entre otras. No en vano, durante los dos últimos años se han registrado más de 25.000 entradas en la época estival a las piscinas de Elexalde.

Secciones