incremento imparable

El comercio por Internet crece en Euskadi catorce veces más que el clásico

Las ventas por la red en la Comunidad Autónoma Vasca se incrementan a tasas de casi el 25%, al igual que en el Estado

Xabier Aja - Domingo, 22 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:00h.

BILBAO - Las ventas del comercio por Internet siguen imparables y sus tasas de crecimiento superan ampliamente a las del conjunto del comercio. De hecho, en el pasado año 2017 han crecido un 25,7% en el conjunto del Estado español hasta alcanzar los 30.406 millones de euros, según datos de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC). En el País Vasco solo entre el primer trimestre de 2016 y el mismo periodo del 2017 se incrementaron un 24,8%, alcanzando los 6.756.925.934 euros, según Euskomer. Teniendo en cuenta que el crecimiento del comercio vasco en su conjunto el pasado año fue del 1,7%, las ventas por on line muestran una tasa de crecimiento catorce veces superior.

Se aprecia, según la Confederación Vasca Euskomer, que el crecimiento del comercio electrónico es similar en el País Vasco que en el conjunto del Estado pero también es una realidad que las ventas on line crecen mucho más rápido que las tradicionales y que las plataformas como Amazon, Alibaba y otras se han convertido en un competidor formidable aunque en muchos casos hay competidores que no juegan con las mismas reglas, ni fiscales, ni de garantías comerciales, que las tiendas físicas de toda la vida.

Como se ve, la facturación del comercio electrónico en el Estado no deja de crecer y además lo hace en tasas muy superiores a las del comercio clásico. Además en términos absolutos las compras por Internet, que alcanzaron en 2017 una cifra de 30.406 millones, empiezan a ser muy importantes.

Más ventas que Zara Para poner en perspectiva dicha cifra hay que tener en cuenta que una de las tres mayores empresas textiles del mundo, la gallega Inditex-Zara, facturó el pasado año 25.336 millones de euros, una cantidad inferior a la que mueve el comercio on line en España. Además, el crecimiento de las ventas del grupo de Amancio Ortega aun siendo notable, con un 9%, tampoco alcanzó la tasa de crecimiento del comercio por Internet que fue el citado 25,7%. Es más, el incremento en un año de las ventas a través de la red fue de 6.221 millones de euros, una cifra que supera, por ejemplo, la facturación del mayor grupo comercial vasco, Eroski, que alcanzó los 5.500 millones de euros.

Un dato más que muestra la tendencia comercial imperante es que la propia Inditex-Zara reconoce que aunque sus ventas por el canal on line suponen solo un 10% del total, el pasado ejercicio crecieron el 41%.

En la misma línea, la empresa líder del mercado español en el sector comercial, Mercadona, facturó el último año 22.915 millones de euros después de crecer un 6%, cifra que duplica la tasa de subida del PIB español.

Con este auge del comercio electrónico se entiende que el comercio minorista vasco tradicional formado por pequeños empresarios y autónomos emprendedores vea cómo cada año que pasa se cierran establecimientos y se pierden emprendedores pese a que la economía contabilizó en 2017 el cuarto año consecutivo de crecimiento tras la crisis.

Un aspecto a destacar adicional al incremento de las ventas comerciales en la CAV es que el empleo también evolucionó positivamente aunque principalmente por las contrataciones de las grandes cadenas comerciales, la mayoría multinacionales.

En todo caso, los comerciantes vascos trabajan para adaptarse a esta nueva realidad de la compra a golpe de click en el teléfono móvil o en el PC pero piden que los gigantes del comercio por Internet jueguen con las mismas reglas que el comercio tradicional.

“No puede ser que, en algunos casos, estemos perdiendo ventas porque hay algunos competidores en Internet que ofrecen el producto un 20% más barato pero en base, por ejemplo, a no pagar el IVA”, afirman en el sector comercial vasco. “No estamos en contra de la competencia pero sí en contra de que no juguemos todos con las mismas reglas”, afirman.