‘En el punto de mira’ acaba temporada en Cuatro

Jimmy Giménez-Arnau

Ahonda en la fortuna de Franco y su reconversión en un holding gestionado por sus herederos

Lunes, 23 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:01h.

bilbao - En el punto de mira investigará cómo las propiedades y bienes del dictador fueron ampliándose desde su llegada al poder. De las 2.400 pesetas que percibía como salario antes de la guerra, pasó a ganar 154.700 como jefe de Estado. Sin embargo, su patrimonio procede en su mayoría de los regalos y donaciones que él y su mujer recibían, además de adjudicaciones de inmuebles por toda España. Los reporteros se centrarán en cuatro de los casos que más han dado que hablar. El primero es el Pazo de Meirás, una construcción romántica del siglo XIX que está a la venta por 7 millones de euros. El Palacio del Canto del Pico fue otro inmueble que la familia utilizaba como residencia de fin de semana. Antes de malvenderlo, vaciaron el edificio de todos los objetos de valor. Como capricho de Carmen Polo, el Palacio de Cornide, del siglo XVIII, también fue cedido a la familia. Por último, los reporteros visitarán la finca de Valdelafuentes, 10 millones de metros cuadrados cercanos a Madrid recalificados como terreno urbanizable y vendidos a un precio considerablemente superior al original. Tras la muerte del dictador, sus descendientes crearon un holding dedicado a servicios financieros, publicidad, explotación agrícola y alquiler de bienes inmuebles. El negocio que más dinero les proporciona son los parkings y la compra de viviendas en barrios humildes de Málaga y Madrid para reformarlas y alquilarlas a turistas. El programa revelará casos de familias desahuciadas por posibles acciones especulativas de los Franco.

Por último, el programa abordará la polémica por la exhumación del cadáver del dictador del Valle de los Caídos. Investigarán cuánto costará y qué piensan la familia y la Fundación Franco. - M. Peña

Secciones