sentencia de la Audiencia de Bizkaia

Protestan en Barakaldo por la retirada de la custodia materna a un niño de 5 años

La madre: "El niño lloraba, gritaba que tenía miedo porque le pega su aita"

Varias decenas de personas se han concentrado ante el Palacio de Justicia de Barakaldo para protestar por la entrega de un niño de cinco años a su padre, tras quitársele a la madre la custodia por sentencia de la Audiencia Provincial de Bizkaia.

EP - Jueves, 26 de Julio de 2018 - Actualizado a las 17:30h.

BILBAO. La Audiencia vizcaina ha estimado el recurso de apelación interpuesto por el padre del pequeño y ha revocado la resolución judicial dictada el 25 de octubre de 2017 por el Juzgado de Primera Instancia número 5 de Barakaldo, por la que concedió la guarda y custodia a la madre.

Según han informado fuentes jurídicas, el órgano juridiccional establece un régimen de comunicación, visitas y estancia con la madre, que se desarrollará de forma supervisada, en los términos que proponga el 'punto de encuentro' familiar. La sentencia puede ser recurrida en casación ante el TSJPV.

En ejecución de la sentencia, Karen Gutiérrez ha tenido que entregar este jueves a su hijo al padre en los juzgados de Barakaldo. Varias decenas de personas se han concentrado en el lugar en repulsa de esta decisión judicial.

Una vez que ha dejado al pequeño en manos del padre, la madre, acongojada, ha afirmado ante los medios de comunicación que "el niño lloraba, gritaba que tenía miedo porque le pega su aita. Así y todo se lo ha llevado. El niño se ha ido gritando: 'no me quiero ir', llamándome a mí. No me han dejado despedirme de mi hijo. No sé ni cómo le voy a poder ver. No me han dicho ni cuándo le voy a poder ver. Es que esto es una injusticia", ha denunciado.

Según ha asegurado, existe un informe del servicio psicosocial del Juzgado "diciendo que no es aconsejable un cambio de custodia para el niño, un niño que no ha convivido nunca con el padre, que lleva dos años sin verle, que el niño dice que tiene miedo, que le pega".

"Se estaba haciendo una intervención para que el niño pueda ver al padre y pueda llegar a tener unas visitas normalizadas. En primera instancia me dieron a mí la custodia, pero ahora la Audiencia Provincial me la ha quitado. Es una sentencia que no tiene ni pies ni cabeza", ha indicado, para señalar que recurrirá, pero agosto es inhábil y el proceso se alargará. "Aquí el que está sufriendo es un niño. Las secuelas que le puedan quedar al niño. De eso nadie se ocupa", ha afirmado.

Karen Gutiérrez ha apuntado que, cuando empezaron las visitas con el padre, el pequeño "dejó de hablar, se le caía el pelo, tenía diarreas, estaba muy alterado, rompía un chupete cada vez que tenía un punto de encuentro con el padre".

"El niño venía con marcas, que no lo han puesto en los informes del punto de encuentro. Ibamos al punto de encuentro puntualmente y el niño no quería entrar, lloraba, gritaba, se ha llegado a hacer pis en la puerta, ha devuelto, y eso no lo reflejan en los informes, ponían que yo obstaculizo", ha criticado.

Por su parte, su abogada, Marga Carrasco, ha presentado un 'habeas corpus' con el fin de que se actúe de inmediato para devolver el niño a la madre. "Hemos intentado hacer todo lo posible. Se lo han llevado a rastras, gritando", ha asegurado.

Tras calificar la decisión judicial de "inexplicable", ha recordado que al pequeño "le han arrancado, no solo de su entorno familiar, sino que se le ha cambiado de colegio, de municipio, de todo, y se le ha llevado con alguien con quien no quiere estar", ha concluido.