Las ‘apps’ del verano

Puede que el verano y las vacaciones sean el momento perfecto para hacer limpieza de todas esas aplicaciones que has instalado y que no has vuelto a utilizar a lo largo de todo el año

Por Juan de la Herrán - Sábado, 4 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:00h.

ECHO de menos aquellas presentaciones tecnológicas en las que aparecía un nuevo smartphone que ofrecía algo nuevo y diferente. Por desgracia los últimos modelos de todas las marcas la única innovación que nos ofrecen es duplicar la potencia, más resolución para nuestras fotos o más capacidad de almacenamiento. Esto último ha provocado que ya no nos preocupemos de todo lo que vamos guardando o del infinito número de aplicaciones que llevamos instaladas y que no utilizamos nunca. Revisar las aplicaciones es muy necesario, sobre todo desde que estamos viendo como los ciberdelincuntes, aprovechan este sistema para incorporar programas espías que van a permitir a los hackers conocer datos relevantes sobre ti. Se trata de aplicaciones que a primera vista tienen pinta de inocentes programas como, Battery Saver, una aplicación que promete hacernos ahorrar hasta un 50% de batería pero que, en realidad, es un malware. Hasta ahora, una de las formas de saber si se puede confiar en una aplicación era ver si era muy popular y tenía varios millones de descargas. Pero, Speed Booster prometía a sus más de cinco millones de usuarios aumentar la potencia del teléfono, cuando en realidad lo que hace es recoger datos del comportamiento de los usuarios, para después venderlos a otras compañías, que son capaces de tener un perfil completo de nosotros y tratar de vendernos sus productos.

Yo solo tengo en mi teléfono las aplicaciones que uso cada día. Quizás he instalado más de mil programas diferentes, pero igual que llegan, si no los saco ninguna utilidad, desaparecen de mi teléfono. Es imposible escribir sobre las mejores aplicaciones para mi móvil, porque cada persona tiene unos gustos o una experiencia a la hora de utilizarlo. Lo importante es aprovechar la potencia que nos ofrece. Voy a poner algunos ejemplos de las que para mí son mis aplicaciones imprescindibles. La última que he incorporado es Google Lens. Apuntas con la cámara a un objeto, monumento o cuadro de un museo y en cuestión de segundos lo reconoce y te da todas las explicaciones que buscas. Ideal para usar de guía turístico estas vacaciones. Keep me permite tomar notas de voz, de texto, hacer dibujos rápidos o listas de manera inmediata. Cuando voy por la calle y se me ocurre una idea, allí voy a guardarla para luego poderla consultar desde mi teléfono, mi tableta o mi PC cuando llegue a casa. Yo sigo escuchando la radio y gracias a Radiogram, aplicación gratuita puedo escuchar la radio en el móvil de miles de emisoras de todo el mundo. Para no perderme siempre Maps o Waze, no se cual es mejor pero con las dos llego a donde quiero.

Si quieres saber qué aplicaciones y durante cuanto tiempo usan los más pequeños de la casa sus dispositivos móviles, descarga Family Link la nueva aplicación de control parental de Google. Y si quieres rizar el rizo AirMirror es una aplicación que permite controlar un móvil Android desde nuestro móvil, usar su asistencia remota o monitorizar la cámara de otro móvil. Y como el verano es para hacer fotos con MoShow tienes un editor que te permite convertir en muy pocos pasos tus fotos en divertidos vídeos para compartir en redes sociales. Seleccionas fotos, pones música, añades textos, efectos y listo. Ahora cuéntanos qué aplicaciones son imprescindibles para ti y por qué.