Otro título a cambio solo de las tasas

Un alumno del ‘caso máster’ de Cifuentes reconoce que lo logró sin hacer trabajos y sin asistir a clase

Sábado, 4 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:00h.

madrid - Álvaro Morente, compañero de promoción del máster de la expresidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, en la Universidad Rey Juan Carlos (URJC), confesó ayer ante la jueza que recogió el título en 2016 pese a no hacer nada, ni presentar trabajos ni acudir a clase, tan solo pagó las tasas. Morente declaró en calidad de investigado ante la titular del Juzgado de Instrucción número 51 de Madrid, dentro de la pieza principal referente al máster que cursó Cifuentes en el año académico 2011-12, porque su nombre aparece en las actas de convalidaciones supuestamente falsificadas de esta promoción.

El estudiante admitió en Sala que se matriculó en el máster y que pagó las tasas, pero que luego no lo cursó, es decir, que no fue nunca a clase ni elaboró trabajo alguno ni, por supuesto, el Trabajo de Fin de Máster (TFM). Ello no evitó que le entregaran el título, que recogió a mediados de 2016.

El estudiante dijo que se puso en contacto con María Teresa Feito, la exasesora del Gobierno madrileño que presuntamente amenazó a una de las profesoras, con que “la presidenta (Cifuentes) las mataría si el acta (de evaluación del trabajo del máster) no aparecía”, para hablar sobre este título de posgrado. Feito le comentó la necesidad de hacer el máster de la URJC para acceder luego al doctorado, algo que sería posible únicamente pagando la matrícula y que, incluso, al tener una profesión le convalidarían muchas asignaturas. Se da la circunstancia de que la hija de Feito, María Mateo, había aprobado el título unos años antes, siendo parte de la promoción de Casado, y de forma similar al líder del PP, con convalidaciones masivas y notas de sobresaliente.

Con todo, Morente aseguró que jamás le dijeron que hubiese un problema con el expediente de sus convalidaciones, el cual fue modificado en 2016, y que no conoce al exdirector del Instituto de Derecho Público y principal implicado en la causa, Enrique Álvarez Conde, ni tampoco al profesor Pablo Chico. - Efe