Zorion Egileor | Pregonero

“Han cambiado muchas cosas, pero la esencia inicial se conserva en las fiestas de Bilbao”

Zorion Egileor (Foto: Borja)

El actor, compositor y locutor de radio Zorion Egileor ha sido elegido pregonero para Aste Nagusia de este año. El sábado leerá el pregón que inicie la semana de fiestas

Iñaki García - Viernes, 10 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:00h.

Bilbao - Las fiestas patronales de 1977 fueron esenciales para comprender lo que es a día de hoy Aste Nagusia. Durante aquellas fechas, Zorion Egileor, que por entonces ejercía de locutor radiofónico en Radio Popular, realizó un llamamiento para que la gente se echase a la calle con el objetivo de pedir unas fiestas populares. Pese a que al hacerlo no esperaba que pudiese acarrear ninguna consecuencia, aquellos años la radio tenía mucha fuerza, más de la que Zorion pensaba. Así, 5.000 personas se movilizaron en una kalejira que atravesó Bilbao para reivindicar unas fiestas más participativas. Al año siguiente nacieron las primeras konparsas y tuvo lugar la primera Aste Nagusia. 41 años después del llamamiento, y coincidiendo con el 40 cumpleaños de las fiestas, el actor y locutor ha sido elegido a sus 72 años para representar el papel de pregonero.

¿Qué sintió cuando le comunicaron su candidatura?

-Me asusté, pensé: ¡A qué vienen estos ahora después de tantos años! En un principio acepté, pero sin estar muy convencido. Y cuando me volvieron a llamar ya sí que estaba completamente seguro.

¿Le dio vértigo?

-De primeras claro que fue así. En un principio me dije, si esto me sirviese para promocionar algo de teatro o así, sería mucho mejor. Luego ya me quedó claro que era un tema mucho más sentimental. También he tenido tiempo para arrepentirme, esto es un regalo envenenado, al final son nueve días al pie del cañón. Ahora estoy en el proceso de mentalización para prepararme físicamente y poder disfrutar para lo que está por llegar.

¿Cómo se está preparando?

-La verdad es que he tenido unos días de tensión nerviosa debido a que Aste Nagusia se aproximaba y que tenía que realizar otro trabajo. Ha sido un poco lioso, me causó una especie de depresión debido a tanto agobio. Pero ya está asimilado y espero poder ofrecer una buena imagen como pregonero.

¿Qué le puede ayudar a sobrellevar esta semana tan especial?

-Voy a tener presentes a tres figuras durante todas las fiestas. Aunque no estén visibles, me van a acompañar por cuestiones muy personales mi padre, en representación de mi familia, y Aitor Mazo y Alex Angulo. El aniversario del fallecimiento de ambos ha sido hace poco y me motiva sentimentalmente a la hora de realizar el papel del pregonero con más ahínco. Y tendré en la memoria a mi padre y a mi familia porque han estado siempre muy involucrados en el arte y en las fiestas de Bilbao.

Después de la kalejira de 1977 ¿esperaba que las fiestas de Bilbao se convirtiesen en lo que son hoy?

-Jamás lo hubiera imaginado. Además, este tipo de eventos festivos suelen tener un periodo de vida muy corto. Las modas vienen y van. Han cambiado muchas cosas, pero la esencia inicial se conserva en las fiestas de Bilbao. Pese a que lo que se come y bebe no es lo mismo que hace cuarenta años, la fiesta y Marijaia continúan ahí. Y ya estamos los viejitos aquí para contar cómo fueron los primeros años.

¿Ha preparado el pregón?

-No lo tengo todavía. Sin embargo, va a ser referente a la fiesta y creo que tiene que ser de concordia de alegría y si ocurre algún incidente, que espero que no, tendré que dar la cara. Lo quiero hacer breve y lo voy a llevar apuntado, porque me conozco, si empiezo a rajar me puedo emocionar en el momento del pregón, a lo mejor no sé cómo acabar y no paro de hablar.

¿Cómo se ve en este traje?

-Muy bien, estoy muy cómodo. Lo estoy estrenando hoy. La tela de la chaqueta y del pantalón es finita;los zapatos son muy buenos, carísimos, de esos que se aflojan. Me molestan los guantes y el cuello, eso sí. También el bicornio, veo por delante las plumas y cuando echo la cabeza para atrás me pego con las cosas.

¿Qué significa para usted la fiesta?

-El afán de un pueblo, de unas gentes que quieren dedicar un espacio de su vida a un festejo, a estar con amigos, a vivir tradiciones y no perderlas, combinándolas con todo lo nuevo que pueda aportar mejoras. A aprovechar todas las circunstancias artísticas, de diversión, musicales, culturales en unas fechas para que sean de disfrute de todos. Ese es el motivo de las fiestas. Bilbao recoge esos nueve días diversidad de actos para dar satisfacción e invitar a todos lo pueblos, sean cercanos o lejanos, a que participen como si fuesen bilbainos.

Secciones