Transporte y vivienda mantienen la inflación por encima del 2%

El IPC vasco cerró julio en el 2,3%, la misma cifra que en junio, una décima más que en el Estado

Miércoles, 15 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:00h.

bilbao - El Índice de Precios al Consumo (IPC) se mantuvo en Euskadi en el 2,3% en julio, la misma cifra que en junio, lo que supone un avance de medio punto en lo que va de año. Tiran de los precios la vivienda y, sobre todo, el encarecimiento del transporte debido a la subida de los carburantes.

La espiral inflacionista de los últimos meses da así un pequeño respiro en verano, aunque sigue en niveles superiores al avance medio de los salarios. Según datos del INE hechos públicos ayer, el IPC bajó entre junio y julio cinco décimas, lo que permite contener la tasa interanual en el 2,3%. El frenazo de julio se debe a la bajada del vestido y calzado a causa de las rebajas, con un descenso de casi el 13%, mientras que menaje, alimentos y medicinas caen unas décimas.

En relación a julio de 2017 hay subidas generalizadas encabezadas por el transporte, que aumenta sus precios un 5,8%, según los cálculos del INE. En ese apartado incide de forma especial el ascenso de los carburantes, que recuperan niveles inéditos desde 2014, empujados a su vez por el encarecimiento del barril de petróleo.

Además, sube la vivienda un 4,3%, en línea con la recuperación de las operaciones de compraventa en el sector inmobiliario. Euskadi sumó entre enero y junio más de 10.000 operaciones de compra de vivienda, el mejor semestre desde 2010. Por otro lado, las bebidas alcohólicas y el tabaco se encarecen casi el 3% en un año, al igual que las comunicaciones, que también contribuyen a mantener la inflación por encima del 2%.

En cuanto a los alimentos y las bebidas no alcohólicas, registran un ascenso en doce meses del 2%, prácticamente en la media del IPC, mientras la hostelería y el vestido y calzado se encarecen ligeramente por encima del 1%.

Tras los datos registrados en julio, los precios acumulan en la CAV en los siete primeros meses de este año una caída de más del 15% en ropa y calzado, mientras crece con fuerza la hostelería y el transporte. Esto supone que en lo que va de año los precios han crecido en medio punto, por lo que a nivel global se mantiene la tendencia inflacionista.

subida del 2,2% en el estado En el conjunto del Estado se produce una bajada de los precios de siete décimas en julio, algo más pronunciada que en Euskadi. La tasa interanual se sitúa así una décima por debajo de la de junio, en el 2,2%, lo que supone también una décima menos que la media vasca.

Pese al retroceso, los sindicatos denunciaron que mientras los precios aumentan y el crecimiento del PIB supera los niveles anteriores a la crisis, los salarios pierden poder adquisitivo y el consumo de las familias continúa por debajo de los niveles alcanzados en 2008.

CC.OO. advirtió de que la subida de los precios se concentra en algunos bienes y servicios básicos que lastran el poder adquisitivo de las familias, como los carburantes y combustibles, la calefacción, alumbrado y agua o la alimentación. UGT incidió en que la incapacidad de recuperación de los salarios pone en peligro el crecimiento económico y que, por esta razón, es “imprescindible” revertir la reforma laboral y recuperar el Estado de bienestar. - DEIA

subidas en euskadi