El desfile, organizado por la Fundación Bilbao 700, ALCANZA su mayoría de edad (18 años)

Los txikis viven su día grande de la Aste Nagusia con el Desfile de la Ballena

Los niños han vivido su día grande de la Aste Nagusia de Bilbao con el multitudinario Desfile de la Ballena, que ha incorporado un quinto gran hinchable a la familia marina, la Txirla, que ha sido esperada con expectación.

EFE - Domingo, 19 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 19:54h.

BILBAO. El desfile, organizado por la Fundación Bilbao 700, ha alcanzado hoy su mayoría de edad (18 años) y ha vuelto a llenar de familias con niños el primer tramo de la Gran Vía, entre las plazas Circular y Moyua.

La marcha la ha abierto, como en año anteriores, la percusión del grupo Trokobloco con sus ritmos de samba y reggae y a continuación la familia de enormes hinchables de animales marinos que forman Baly, la reina del desfile, junto con Pulpo, Txangurro, Besugo y Txirla, el nuevo miembro del grupo tras una década sin novedades y que no paraba de abrir y cerrar sus conchas.

Otro año más, los pequeños y sus acompañantes han disfrutado con los "cañonazos" de confeti, que provocaban un generalizado "oohh" y dejaban un cielo cubierto de papelitos de colores.

Junto a los animales marinos, los dos barcos rodantes con 30.000 globos y bolsas de regalos para los asistentes y "Los malos de la película" que han sido, como es tradición, los arponeros y el atalayero, que han interactuado con el público pidiendo la ayuda de los niños para encontrar a la ballena. 

Además, el desfile ha contado con los hinchables de la compañía Plasticiens Volants, que ha participado en eventos como los Juegos Olímpicos de Barcelona y Río de Janeiro, y las moscas zancudas y voladoras de K de Calle, así como la música de varias bandas y fanfarrias intercaladas entre las atracciones.

Y como ahora Bilbao es muy limpio la calbalgata la han cerrado, como en Reyes, las máquinas barredoras y la brigada de limpieza.

Antes de acudir a su cita con la ballena multicolor, los peques bilbainos han disfrutado del "txikigune" de la Aste Nagusia, que ha abierto esta mañana sus puertas en el parque Doña Casilda, con 24 actividades repartidas por cuatro espacios y que podrán disfrutar hasta que acaben las fiestas el próximo domingo.