rodaje en bergara

La familia Etxebeste vuelve a reunirse catorce años después

Telmo Esnal y Asier Altuna dirigirán también ‘Agur Etxebeste’, que comienza a rodarse el lunes

“Las segundas partes siempre son difíciles pero confío en la solidez del guion y en el trabajo del equipo” “Vamos a hacer un filme distinto con el que volver a repetir los buenos momentos vividos hace 14 años” “Este filme es más una comedia de situaciones que una historia basada en los chistes de los diálogos” “Hace cuatro años pensamos que era el momento de rodar otra película, el asunto era qué contar”

Viernes, 24 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:00h.

donostia - Las calles de Bergara acogerán desde el próximo lunes el rodaje de Agur Etxebeste, que reúne catorce años después a prácticamente el mismo equipo técnico y artístico de su precuela,Aupa Etxebeste, un filme que hasta el estreno de Handia fue la película en euskera más vista.

Bajo la dirección de nuevo de Telmo Esnal y Asier Altuna, los miembros de la familia Etxebeste volverán a ser interpretados por Ramón Agirre (Patrizio Etxebeste), Elena Irureta (María Luisa), Iban Garate (Iñaki) y Paco Sagarzazu (Luziano) en una producción de Irusoin, La Fidele Production y Kilima Media.

Cuando Irusoin se embarcó en el proyecto, se planteó el reto de reunir al mismo elenco técnico y artístico con el que en 2005 rodó la comedia sobre las vicisitudes de la familia Etxebeste, que decidió pasar las vacaciones encerrada en su casa para que el pueblo no supiera que no tenían dinero y habían tenido que renunciar al viaje a Marbella que habían planeado. Los Etxebeste aprovechaban su estancia clandestina en casa para echarse en cara mentiras y miserias, pero a su vez pasaron las mejores vacaciones de su vida.

Tras el éxito cosechado por Aupa Etxebeste, se habló de “hacer una segunda parte o incluso una serie, pero en ese momento los directores estaban inmersos en otros proyectos y la idea no cuajó”, explicó ayer Esnal en una rueda de prensa que ofreció junto a Asier Altuna y el elenco protagonista en el centro Tabakalera de Donostia.

Cuando hace unos cuatro años la productora Irusoin volvió a plantear la posibilidad de realizar una segunda película los directores creyeron que “era el momento” porque cada uno de los directores había seguido su trayectoria y “sería muy bueno juntarse todos de nuevo”, explicó Telmo Esnal. Una vez en ese punto el asunto era “qué contar”, reconoció el cineasta vasco.

Guion Esnal y Altuna que junto con Nagore Aramburu firman el guion de la nueva entrega arrancan Agur Etxebeste donde finalizó su precuela: Patrizio Etxebeste es alcalde del pueblo pero un problema de salud le impide ejercer el cargo por lo que nombra a su mujer primera edil.

Es una nueva historia en la que el humor seguirá presente a través de las relaciones entre los miembros del clan. “Es más una comedia de situaciones que una historia basada en los chistes de los diálogos”, indicó Esnal.

Su compañero de dirección, Asier Altuna, reconoció que las segundas partes “siempre son difíciles” y suponen una “gran responsabilidad” pero confía en la “solidez” del guion y en el trabajo del equipo para hacer una película distinta con la que volver a repetir los buenos momentos vividos hace 14 años y hacer disfrutar al público.

Como ya contaron entonces sus directores, la película “no es más que una de las miles de historias que circulan por la calle”. Es decir, la historia o el argumento, al parecer, está basado en hechos reales aunque haya distintas versiones sobre su verdadero origen: en Bergara se rumoreaba que era algo que le ocurrió a una familia de Oñati;sin embargo, en Oñati se rumoreaba que los protagonistas de esta historia fue una familia de Bergara. Lo cierto es que es una historia sobre la hipocresía y las apariencias.

Agur Etxebeste, cuyo estreno está previsto para 2019, se proyectará en las salas de Euskadi en euskera con subtítulos y para su distribución en el resto del Estado se doblará al castellano. Con un presupuesto de aproximadamente 1,08 millones de euros, la película será producida por Etxebeste Film, Irusoin y Kilima Media y recibió del ICAA cerca de 720.000 euros para rodaje y producción. - DEIA/Efe