Jai Alai

Desacreditando

Por Enrique Santarén - Miércoles, 29 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:00h.

EL caso Llarena -la denuncia de Puigdemont contra el juez en Bélgica- va camino de ser un despropósito similar al del sumario que perpetra el juez del Tribunal Supremo. Entre la rectificación en toda regla de Sánchez -que, desautorizando de forma flagrante a su propia ministra, afirma ahora que la defensa del magistrado es “cuestión de Estado”- y el “error” incluido en la traducción de la demanda -que la contamina de arriba abajo-, sumado a que en ella se afirma que España es un “Estado delincuente”, estamos ante un descrédito colectivo. Sí, otro más.

Secciones