lanzamiento del Plan Renove

Euskadi renueva sus polígonos ante el aumento de demanda de suelo industrial

El Gobierno vasco impulsa la modernización de los parques empresariales para adaptarlos al ritmo de la reactivación

A. Diez Mon - Jueves, 30 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:00h.

BILBAO - La recuperación económica ha relanzado el interés de las empresas por instalarse en los espacios industriales y empresariales de Euskadi y el Gobierno vasco quiere facilitar su desembarco con la renovación de los polígonos. En estos momentos “hay actividad, hay petición de suelo y lo que hay que hacer es aprovechar las zonas existentes de forma que se construyan polígonos nuevos solo cuando los actuales estén llenos”, destacó ayer la consejera de Desarrollo Económico e Infraestructuras, Arantxa Tapia.

La consejera participó ayer en el polígono de Zuatzu, en Donostia, en el lanzamiento del Plan Renove para industrialdeak y parques empresariales. Es un programa que está incluido en los Presupuestos de este año, si bien faltaba por definir su estructura financiera. Como adelantó DEIA el pasado mes de marzo, el montante final será de 4,6 millones de euros. Sprilur, la sociedad del Ejecutivo vasco que gestiona el suelo público de uso industrial, pondrá 3,1 millones para la rehabilitación física de las áreas. Mientras, el Ente Vasco de la Energía aportará 1,5 millones para impulsar el capítulo de la eficiencia energética y el uso de energías renovables. Junto a la consejera, también tomaron parte en la puesta en marcha del renove de los polígonos, el viceconsejero de Industria, Javier Zarraonandia;el director general del Ente Vasco de la Energía (EVE), Iñigo Ansola, y el director general de Spri, Alex Arriola.

La administración vasca considera que “con la reactivación económica ha llegado el momento” de que los espacios públicos industriales “estén en las mejores condiciones posibles” y sean lo “más atractivos posible”. La petición de suelo para uso económico ha aumentado de forma constante desde el inicio de la recuperación y la inversión pública ha crecido de forma paralela.

El año pasado se rompió la tendencia de los últimos años y se invirtieron casi 19 de millones de euros en espacios nuevos. Hubo grandes actuaciones, como el traslado de Winoa Ibérica en Balmaseda o las obras de acondicionamiento en Eibar del centro de fabricación avanzada del sector eólico (Windbox). También se construyeron pabellones pequeños en algunos polígonos.

Sin embargo, la crisis y el tiempo han dejado huella en las zonas públicas para finalidades empresariales y el Gobierno quiere recuperar esas “ruinas industriales” y, en general, impulsar la renovación de industrialdeak para favorecer la implantación de nuevos proyectos o la ampliación de los ya existentes. Para ello, pone sobre la mesa casi 5 millones de euros con los que subvencionará las actuaciones de mejora en los polígonos.

El Plan Renove industrial tiene una duración de dos años. Las actuaciones se dirigen a la totalidad de espacios industriales existentes en la Comunidad Autónoma Vasca, que presentan situaciones diferentes tanto en la actividad como en los organismos encargados de su gestión (ayuntamientos, diputaciones, asociaciones empresariales y comunidades de propietarios).

El principal campo de actuación será la ejecución de proyectos de reurbanización, regeneración, rehabilitación y mejora de zonas de urbanización pública y de las propias empresas. En definitiva, mejorar los pabellones, las calles de los polígonos industriales y sus accesos.

Además de la otra columna del programa, la mejora energética impulsada desde el EVE, la consejera Tapia destacó que “la llegada de la fibra óptica de banda ancha a los polígonos” abundará en la modernización de estos espacios.

Según una encuesta realizada a finales de 2017 por Sprilur, casi un tercio de las empresas implantadas en los parques industriales del Gobierno vasco podrían necesitar nuevos espacios o locales en el futuro. El incremento de las cifras de negocio ha despertado el apetito inversor de las compañías y el objetivo es que la demanda no quede desatendida. Se trata de consolidar la permanencia en los polígonos haciéndolos más atractivos y al mismo tiempo generar interés entre los potenciales nuevos inquilinos. Euskadi cuenta con 100 polígonos gestionados por Spri, pero en numerosos municipios existen parques de actividad económica por lo que la cifra total de la áreas que pueden acogerse al renove ronda las 300.