Afición o frikismo

Manu Ballesteros Rodríguez Bilbao - Miércoles, 5 de Septiembre de 2018 - Actualizado a las 06:00h.

No se reconoce el alcohol abiertamente como una droga, por ser mayoritario su uso, abuso y difusión, y sí sin embargo se califica así a cualquier “sustancia que se utiliza con la intención de actuar sobre el sistema nervioso con el fin de potenciar el desarrollo físico o intelectual, de alterar el estado de ánimo o de experimentar nuevas sensaciones, y cuyo consumo reiterado puede crear dependencia o puede tener efectos secundarios indeseados”. Lo mismo le pasa a la definición de aficionado a algo: si ese algo es mayoritario, por ejemplo, fútbol, baloncesto... se le da ese calificativo sin mayor problema, pero si lo eres de algo minoritario -cazadores de pokemons, jugadores de videojuegos, coleccionistas de cosas raras...- enseguida se le señala despectivamente y se le define como friki. Cualquier afición respetuosa no tiene que ser menospreciada, y esto último se lo dirijo muy en especial a los irrespetuosos frikis del fútbol.