Vecinos de Otxarkoaga: “Necesitábamos un proyecto potente para dinamizar el barrio”

Vecinos del barrio valoran la experiencia piloto. (Foto: Oskar González)

El tejido asociativo de Otxarkoaga participará en las prácticas de regeneración que se lleven a cabo

Martes, 11 de Septiembre de 2018 - Actualizado a las 06:00h.

Bilbao - Si por algo se caracteriza el barrio de Otxarkoaga es por la implicación de sus vecinos para hacer frente a las adversidades que han tenido que ir superando a lo largo de su historia. Y gracias a ello, ahora están convencidos de que “Otxar vende, y queremos aprovechar para que sea aún mejor”. Por ello, se han empeñado en que en pleno corazón se ubicara “un proyecto potente. Necesitábamos que tuviera entidad para seguir reinventándonos”. Pablo, Marta y Álvaro representan a la población de Otxarkoaga.

Mientras el consejero de Medio Ambiente, Planificación Territorial y Vivienda, Iñaki Arriola y el coordinador de Políticas de Movilidad, Medio Ambiente y Vivienda del Ayuntamiento, Alfonso Gil dan a conocer el nuevo laboratorio urbano en la antigua guardería, muchos vecinos se preguntan qué pasará por fin en el edificio. “Se ha dicho tantas cosas, querían que fuera una casa de acogida para migrantes, pero queremos otro perfil. Hay otros barrios que también pueden acoger migrantes”, lo dice una vecina que está esperando el autobús.

Lo cierto es que a la hora de planificar lo que se va a hacer en Otxarkoaga se ha tenido en cuenta la opinión de las asociaciones del barrio. “Nosotros habíamos pedido darle una utilidad. Siendo un edificio tan céntrico estaba infrautilizado. Nosotros queríamos que incluso en los bajos se abriera alguna galería comercial”. Pablo Herrán es el presidente de la Asociación de Familias de Otxarkoaga que aglutina a más de 900 personas. Para él la zona “se tiene que convertir en un corazón de barrio y este local es muy apropiado”.

Alvaro Pérez representa a la asociación de vecinos. “Yo llevo 35 años viviendo en Otxarkoaga y no he conocido esa etapa más marginal de la que hablan los mayores. Otxar vende y nosotros lo aprovechamos. Es un barrio muy bueno pero queremos que se siga apostando por su regeneración”. Lo mismo opina Marta Velasco, de la asociación de comerciantes. “Ha habido mucha rumorología durante toda la mañana”, señala. También para ella, es un edificio céntrico que “puede generar mucha vida en el barrio”.

El grupo municipal UdalBerri afirmó en un comunicado que la apertura de una oficina en el denominado “espacio Kaiene”, ubicado en el barrio de Otxarkoaga, y en el que se pretendía crear un espacio comunitario de ayuda a personas refugiadas y migrantes, supone “un nuevo golpe del gobierno de Aburto contra la organización social y vecinal”. -O. Sáez

Secciones